Sacrificio en Indonesia por una milenaria leyenda

Cientos de integrantes de la tribu Tengger ofrecen alimentos y víveres al Monte Bromo, en el este de la Isla de Java, durante la celebración de la ceremonia anual de Yadnya Kasada.

Se trata de un sacrificio para “apaciguar al Dios de la Montaña”, pedir por seguridad y prosperidad de sus familias y la comunidad en general, descendiente de los Príncipes Mahapahit.

El ritual rememora la ofrenda de la reina Roro Anteng, quien debió sacrificar al pequeño Kesuma, su 25º hijo, abandonándolo en el cráter del volcán, luego de que los dioses hubieran asegurado una prolífica descendencia a su casta.

6 Comentarios en Sacrificio en Indonesia por una milenaria leyenda

  1. urpmi dijo:

    Sí,es doloroso
    pqeo es la cultura de cada pueblo.
    miremos por aquí.sacrificamos los qom
    los mapuches,los wichis dejándolos morir de han¿mbre y tbc
    los niños en la calle
    los viejos en “situación de calle”
    los pobres en la montaña
    los hospitales sin recursos
    las casillas de la villas
    los ranchos de los pueblos
    la falta de los trenes desde menem
    la salud publica
    los guaraníes exterminados
    los charrúas
    los trapitos

    quien se endilga el nombre de …para decir .bestias a quienes tienen una cultura diferente
    la inquisición,la mirada para otro lado de las “potencias” ante el sacrificio en las 2 da guerra,los muertos con napoleon..y seguimos
    kafka escribió
    de que ejercitos me habais
    si todo los uniformes vistos d elejos son iguales

    y entonces .?
    gracias
    espero que publiquen

  2. Daniel dijo:

    ¿Cuál es el sacrificio? ¿Dejar alimentos y víveres? El que titula estas notas debería aflojar con la ginebra y dedicarle algún tiempo a leer su contenido.

  3. nara dijo:

    Desde Argentina podemos ofrecer ciertos tipejos /as para que uds. ofrezcan en sacrificio. La humanidad (argentina) agradecida.

  4. luciana dijo:

    Bestias ignorantes.

  5. Lucas Boro dijo:

    Es curioso como suele mirarse, hasta con cierta simpatía, los ritos religiosos, conmemoraciones, tradiciones populares y asuntos de este tipo que reflejan en mayor o menor grado la perversión humana asociada a la ignorancia. Acertadamente se ha dicho que las civilizaciones perecen por falta de conocimiento, y es que irremediablemente el error (que debe asumirse pero nunca y bajo forma alguna debe ser aplaudido ni justificado) conduce a la desintegración de culturas y desdicha de los pueblos. Allí, donde el conocimiento en todos los órdenes prospera, se forjará una cultura de liderazgo y gobierno. Allí, donde es falto, queda garantizado el sometimiento y la esclavitud.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>